Siempre hay tiempo para ayudar al prójimo

Jose Olabarría

Mi nombre es José María y soy un apasionado del mundo digital, he realizado acciones de voluntariado desde el colegio, pero de una manera más frecuente desde que entré en la universidad. Decidí empezar porque vi un modo de empatizar con la gente y con situaciones en las que no te encuentras en tu día a día mientras otras personas sí lo hacen. Solía ayudar al colectivo de personas mayores y creo que es una sensación, además de gratificante, totalmente diferente a cualquier otra y que a medida que pasa el tiempo puedes verlo recompensando en tu persona, tanto en tu forma de ser y de pensar, como a la hora de actuar.

Puede que una de las cosas que más te puede costar a la hora de hacer voluntariado es la situación de la persona que tienes en frente, pero recuerda que siempre hay mirar el lado positivo a las cosas.

Respecto a mi persona antes de andar en el mundo del voluntariado, diría que era una persona que valoraba lo que tenía, aunque en ocasiones puedes llegar a pensar lo contrario. Creo que debemos tener muy en cuenta todo lo que nos rodea y sacar lo bueno de ello. En situaciones de voluntariado encuentras valores como la humanidad, entre ellas la de Santiago Agüero (fundador de Escuela Cultura de Paz).

Veo necesario el darse a los demás en la medida que cada uno pueda, porque estamos en un mundo en que es necesario darse, porque todo tenemos algo dentro de nosotros que nos hace ser buenas personas y debemos mostrarlo al resto. Hay cosas muy positivas en este tipo de experiencias como la energía, la vitalidad y ganas de vivir y el entusiasmo en cada cosa de mucha gente. Recomiendo realizar, en la medida que sea posible ,acciones de voluntariado porque es algo muy positivo para una persona y más positivo aún para los demás En mi caso, un grupo de personas que íbamos a la Congregación Hermanas de Nuestra Señora de la Consolación (Triana, Sevilla) mediante la Escuela Cultura de Paz, podíamos ver reflejada esa felicidad en las personas mayores todos los jueves de la semana, parecía que nos estaban esperando a las 19:00 con ganas de contarnos y enseñarnos lo que habían estado haciendo durante la semana. Sin duda, una experiencia que recomendaría sin dudarlo.

CONTACTO:

josemariaolabarria@gmail.com

¿Quieres sumarte a Sharing Luck?

Deja un comentario